Elemento Chino: El Fuego

Escrito por Eva

Perfil general del elemento :


El Fuego surge de la unión del cielo y de la Tierra. En el cuerpo lo asociamos al corazón. Su gusto es el amargo. Es el calor y la luz. El fuego produce energía pero también puede ser destructor si no se controla.

En sociedad el Fuego simboliza el combate. Los hombres de acción y fogosos dependen a menudo del elemento Fuego. El Fuego conduce a la guerra, pero también purifica. Sabe ser suave y refinado.

Las personas nacidas bajo la influencia de este elemento son ambiciosas que se conducen por instinto. Por el contrario, son personas que cometen excesos y que a veces les cuesta controlarse a sí mismos.

El elemento Fuego y el signo de la Rata :


Siempre en movimiento, es un individuo dinámico, abierto y eficaz. Como tiene poca paciencia, nunca esperará demasiado antes de actuar. Luchará contra las injusticias con valor. La Rata-fuego es capaz de lanzarse en busca de hermosos proyectos.

El elemento Fuego y el signo del Buey :


Su fuerte personalidad le convierte en alguien singular, ya que no es alguien que se retracte con facilidad. Sincero y justo, el Buey nacido bajo este elemento será siempre leal con sus amigos. No le gusta aprovecharse de las situaciones y sabe cómo valerse por sí solo para avanzar. Nunca se avergonzará de cosas superfluas. Su propósito consiste en obtener lo que de verdad importa.

El elemento Fuego y el signo del Tigre :


El Tigre-Fuego es un orador sin igual, sabe cómo convencer. Entusiasta, transmite su buen humor a los demás. Esta energía nunca se le agota y la utiliza para afrontar todo tipo de dificultades. Es un combatiente que disfruta haciéndose oír ante todo tipo de injusticias. Siempre defenderá a todo el que lo necesite.

El elemento Fuego y el signo del Conejo:


Muy intuitivo, sabe cómo encontrar amigos leales. El Conejo-Fuego evita los conflictos, prefiere avanzar tranquilamente a su ritmo. Cálido y abierto, sabrá encontrar los apoyos que necesite para prosperar en la vida. Extremadamente independiente, nada ni nadie podrá retenerla si decide hacer algo.

El elemento Fuego y el signo del Dragón :


El Dragón es muy exigente consigo mismo, pero también con lo demás. Afortunadamente su extrema generosidad hace que se le perdone todo. Es una persona a la que se identifica con facilidad, ya que es capaz de motivar a un equipo entero con su dinamismo contagioso. Su bondad lo convierte en un humanista sin par.

El elemento Fuego y el signo de la Serpiente :


Enérgica pero autoritaria, la Serpiente-Fuego sabe lo que quiere. Sus ambiciones no son pequeñas y busca la gloria, el dinero o el poder. No le importa lo que piensen de ella y siempre sigue adelante. Le gusta rodearse de un círculo de amigos muy restringido. La Serpiente-Fuego tiende a aislarse. De naturaleza sensual, es un amante apasionado, pero también excesivamente celoso. Ama y odia con el mismo fervor.

El elemento Fuego y el signo del Caballo :


El Caballo-Fuego se mueve con libertad. Su espíritu vivaz fascina a los que le rodean. Tiene numerosas ideas que a veces le cuesta controlar. Serio en el trabajo, no le gusta que le supervisen. Su necesidad de libertad es inmensa. Su ingenio le convierte en un buen colaborador. A cualquier problema le encontrará una solución. Sus enfados son temibles, siendo capaz de herir profundamente, ya que es capaz de decir cosas que no piensa en absoluto.

El elemento Fuego y el signo de la Cabra :


La Cabra-Fuego permanecerá fiel a sus principios durante toda su vida. En el trabajo siempre tomará la iniciativa, ya que su gran creatividad le ayudará a lanzarse a nuevas ideas. Le encanta innovar. La Cabra-Fuego aprecia su comodidad de vida. Susceptible, puede resultar agresivo si se siente presionado; pero por regla general su gracia natural seducirá a cualquiera.

El elemento Fuego y el signo del Mono :


El Mono-Fuego es un seductor. Ama la vida y a la gente, y cortejará por doquier. Sabe hablar y encandila al otro sin dificultad. Adora estar un paso por delante de los demás, de ahí su constante sed de conocimientos. Suele triunfar en todo aquello que se propone.

El elemento Fuego y el signo del Gallo :


Motiva y determinado, su voluntad es inquebrantable. Reacciona con tacto. El Gallo-Fuego no soporta el fracaso y sus grandes cualidades como líder son apreciadas. Es alguien a quien se respeta. A veces es demasiado exigente y podría labrarse alguna que otra enemistad, pero su gran talento organizativo es buscado para llevar a buen puerto todo tipo de proyectos.

El elemento Fuego y el signo del Perro :


El Perro-Fuego posee un encanto arrebatador. Dulce y amistoso, es capaz de ser insolente si se le obliga a hacer cosas que no quiere hacer. El Perro-Fuego adora la fiesta. Su naturaleza optimista es apreciada por sus amigos. Es un artista. Honesto y sincero, siempre termina lo que empieza.

El elemento Fuego y el signo del Cerdo :


Con él todo es o blanco o negro. Sus emociones pueden variar de un instante a otro. Pero después de la tormenta siempre llega la calma. Nunca nos aburriremos a su lado. Cuando toma una decisión, jamás se echará a atrás. Es un apasionado y si se sumerge en cualquier asunto se fijará los objetivos necesarios para disfrutar del placer de la victoria.




Este sitio utiliza cookies para mejorar su experiencia.