El signo del Mono

Escrito por Eva

Perfil del signoLa expresión “hacer el mono” le va como un guante. El mono es alguien astuto que sabe hacer reír. Su humor le permitirá plantarle cara a todo tipo de situaciones. El espíritu del Mono es fantástico, ya que le encanta la diversión y la ensoñación, pero esto no quita que le guste disfrutar de los placeres de la vida terrestre. Este signo tiene los pies en la tierra y no huye de la realidad.Su posición dominante es el Yang.De naturaleza despierta, el Mono sabrá salir de las situaciones más peliagudas. Adora aprender y su sed de conocimientos le hace olvidar las miserias de la vida. Aprender es una necesidad que para él es vital. Las personas nacidas bajo este signo podrían ser algo manipuladoras, ya que saben embaucar a los que les rodean sin sentir la menor culpabilidad, así que no hay que dejar que se tomen demasiadas confianzas.Astuto y gracioso, de primeras siempre será agradable. Le encanta reírse de los demás y de sí mismo; su humor forma parte íntegra de su encanto.

Números fetiches: 3, 4, 5, 12, 34, 45 y 54Signos compatibles: Buey, Cabra y DragónSignos incompatibles: Serpiente y CaballoAños lunares: 1896, 1908, 1920, 1932, 1944, 1956, 1968, 1980, 1992, 2004 y 2016AmorEl Mono está hecho un sentimental. Su único problema es conseguir y conservar al ser amado. Su lado imaginativo podría llegar a incordiar. Es un gran seductor, sin complejos, que lo desvela todo. Le encanta que se le escuche en una conversación y en una velada, el Mono nunca se aislará y se codeará con la gente que tenga más ambiente. Así que cuando está enamorado, no tiene miedo e intentará seducir por todos los medios a la persona elegida.El Mono no tiene miedo de las relaciones de una noche y es capaz de tenerlas sin reparos. Es un amante de la vida y el placer ocupa un puesto muy importante en su existencia. Necesita tiempo para conseguir mantener una relación duradera.Además, incluso con la persona a la que ama, no lo contará todo. El Mono siempre tendrá su pequeño jardín secreto. En el amor, tenderá a buscar sus propios intereses y no se comprometerá con alguien que no le aporte nada. El Mono no tiene el alma de un San Bernardo.CualidadesAl Mono le gusta reírse de TODO; no será el tipo de persona que vea lo peor de las cosas. Sabe darle un toque de humor a todo incluso si la situación no lo requiere. Esta facultad puede evitar que caiga en depresión. El Mono no se desaliente casi nunca. Continúa su existencia tranquilamente evitando hacerse preguntas embarazosas.Será un ser jovial con el que nunca te aburrirás. Gastará bromas y sabrá hacer reír a todo el mundo. Esta manera que tiene de suavizar la vida le gusta a los que le rodean. No podemos hacer otra cosa más que apreciarle. Nos hará reír. Este lado payaso provoca la simpatía a los ojos de los demás, ya sea en el trabajo o en casa, el Mono es un bufón que siempre nos traerá felicidad.Defectos
El Mono tiende a despreciar a los demás. Cree que lo sabe todo sobre todo y no suele escuchar los consejos de los demás. Actúa a piñón fijo sin tener en cuenta lo que le puedan decir. El Mono aprende cometiendo errores más que evitándolos y preferirá romperse la cabeza cuando se equivoca, ya que es la única manera de aprender.TrabajoEl Mono es de naturaleza optimista y su humor e inteligencia le convierte en alguien desenvuelto, capaz de encontrar una solución a cada problema. En el trabajo, el Mono rara vez se encuentra en problemas. Sabe como reaccionar y consigue lo que quiere sin demasiados problemas.En equipo, el Mono es apreciado, sabe cómo hacerse querer. Sabrá desenvolverse a la perfección en oficios que exigen organización: comercio, gestión, negocios y trabajos relacionados con la comunicación.El Mono posee todas las cualidades necesarias para ser un buen trabajador. No tendrá problemas con las jerarquías: puede adaptarse a todo.




Este sitio utiliza cookies para mejorar su experiencia.